Productos de plumas: mitos y verdades

Productos de plumas: mitos y verdades - PLUMAS

El uso de las plumas en la ropa de cama se ha popularizado en los últimos tiempos. Sin embargo, con esa popularidad llegan muchas dudas que dan por hecho muchos mitos. Por ello te enseñamos sobre los mitos y verdades de las plumas.

También puede interesarte: Cantidad de hilos en la tela: el mito de la buena calidad

¿Qué hay de cierto de la alergia a la ropa de cama de pluma?

Contrariamente a la creencia popular, las alergias reales a la pluma y plumón no son muy comunes. Existen—pues uno puede desarrollar alergia a casi todo— pero es menos común de lo que se creía hasta ahora.

Muchos médicos aconsejan a los pacientes con predisposición para alergias y clientes en general, reemplazar los artículos de cama elaborados con pluma, por los que utilizan rellenos sintéticos.

Sin embargo, en base a los nuevos estudios científicos, este mito en relación con las supuestas propiedades negativas de la ropa de cama de plumas ha tenido que ser revisado, o incluso revertido completamente!

Los alergólogos en la Universidad de Wexner Centro Médico del Estado de Ohio sostienen que las pruebas “lado a lado” de distintos tipos de almohadas, muestran que las llamadas almohadas "antialérgicas" pueden causar más reacciones alérgicas que las almohadas de plumas.

Los estudios muestran que los materiales porosos utilizados en algunas almohadas sintéticas en realidad puede retener más de moho y ácaros del polvo que las almohadas de plumas .

(Crédito: The Ohio State University Medical Center Wexner).

Otros estudios en el campo de las alergias* muestran que el plumón y las plumas no son - como se supone con frecuencia según mitos - la causa de la alergia sino los ácaros domésticos y el polvo, que se posan encima de todas las superficies, independientemente del relleno que tengan.

Las personas que son alérgicas al polvo de casa, no tienen que privarse del placer de tener ropa de cama de plumas y plumón, porque los alérgenos del polvo doméstico no encuentran un medio ideal para desarrollarse en la ropa de cama de pluma!

De acuerdo con el de American Feather and Down Council , el plumón y plumas poseen cualidades hipoalergénicas que tienden a inhibir la proliferación de los ácaros del polvo. Siendo estos la verdadera causa de alergias y asma, desminitendo otro mito sobre las plumas.

Entre la razones por las que plumón y pluma son considerados una opción saludable para las personas alérgicas están:

  • Todas la plumas y plumón que utilizamos, se esteriliza y limpia exhaustivamente antes de ser utilizados para la fabricación de una almohada o edredón.
  • Los ácaros se alimentan de las células muertas de la piel que los humanos derraman por los cientos de miles de personas cada día.
  • La pluma y plumón, absorben el agua de la humedad en el plumón y pluma y la alejan (la pluma no atrapa la humedad). Por ello, el ambiente no cumple con las necesidades de agua de los ácaros del polvo.
  • Es respirable, lo cual permite que la humedad se evapore.
  • Las almohadas y edredones de plumas se fabrican con una tela de alta densidad y costuras tupidas a fin de prevenir que las plumas escapen. Esta construcción crea una barrera para los ácaros del polvo.
  • La pluma y plumón son productos naturales, mientras que los rellenos sintéticos son derivados del petróleo y pasan por una serie de procesos químicos.
  • Las prendas de pluma y plumón, son lavables al agua, con lo cual le eliminan los depósitos saliva o sudor acumulados.

Por lo tanto, no hay razones ni científicas ni prácticas para orientar a las personas alérgicas a los ácaros del polvo a no utilizar ropa de cama de plumas. Esa idea es solo un mito más sobre las plumas.

En los raro casos en los que sí existe una real alergia a las prendas rellenas de pluma, debe descartarse de que este sea el resultado de la utilización de pluma mal lavada y procesada. La pluma entra a la planta de procesamiento con todo tipo de elementos patógenos: grasa, heces, sangre, parásitos de las aves.

Es por ello que es de suma importancia a quién se confíe el procesamiento de la pluma antes de la confección de las prendas.

Si esto se ha descartado y realmente se comprueba la alergia a la pluma, no debe renunciar aún al placer de dormir bien tan pronto.

Sucede que en las escasas oportunidades que se ha detectado la alergia, ésta proviene de una proteína contenida en la “vena” o cañón de la pluma. Por ello, la solución es probar con prendas de puro plumón, que no contienen una cantidad relevante de ésta proteína.

Existen muchos mitos sobre las plumas que ya se toman por hecho. Siempre es bueno informarse para saber cuáles son los productos de mejor calidad, sobretodo cuando se trata de tu bienestar.

No dudes en seguirnos en Facebook e Instagram para más información.

*Fuentes: "Gutachten zur Einschätzung der Relevanz der Bettfedern - (queratina) Allergie" opinión de expertos sobre la evaluación de la pertinencia de la alergia queratina), Prof. Dr. med. Hofmann, Director del Instituto de Pediatría del Hospital de la Universidad de Frankfurt am Main.

*"Polvo de alérgenos de los ácaros domésticos en almohadas", la opinión de expertos del Grupo de Investigación del Asma Wellington, Wellington Facultad de Medicina de Nueva Zelanda. "Untersuchungen zur Ökologische Hausstaubmilbenallergie" (Estudios ecológicos de la alergia a los ácaros del polvo doméstico), el Prof. Dr. Dr. H. W. Jürgens, Instituto de Antropología de la Universidad de Kiel.


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados